cómo ser más ecologico y ecofriendly en casa

ECO-confinados

Estamos aprendiendo a ser más ecológicos en casa y ahora que comienza el desconfinamiento no debemos olvidarlo y crear una nueva econormalidad.

 

Cómo ser más ecológico en casa


Muchos ecólatras, a parte de estar entretenidos con los documentales de Netflix, también estamos aprovechando el confinamiento para ponernos al día con proyectos eco de bricolaje que teníamos pendientes, no paran de aflorar nuevas construcciones en terrazas y cambios organizativos. pero también estamos usando este tiempo para revisar nuestras costumbres, por ejemplo, aprendiendo a reciclar. Pero, ¿qué más costumbres podemos cambiar?

 

Revisa tu armario y guarda solo la ropa que necesites

Entre otras cosas, hemos hecho cambio de armario o pensado en que nos encerramos con abrigo y saldremos en pantalón corto. Miramos al armario con otra perspectiva porque hace más de un mes que no nos ponemos nada más allá de un chándal o unas mallas que combinamos con 5 camisetas un poco viejitas pero que echábamos de menos en el día a día. 

Todo este tiempo las tiendas han estado cerradas y no se nos ha vaciado el armario. Debemos aprovechar el empujón para darnos cuenta de que no nos hace falta ropa nueva, podemos disfrutar de la que hemos echado de menos sin lanzarnos al consumismo. Ya nos hemos demostrado que no nos aporta mucho más que vaciar nuestra cuenta corriente y generar residuos innecesarios. ¿Y si a partir de ahora compramos ropa de mejor calidad, que dure más y tenemos menos?

como ser mas ecologico en casa

 

La ropa sin planchar ayuda a ser más ecofriendly

Otra lección aprendida es que la plancha es contingente. No queráis hacernos creer que habéis planchado los pijamas, porque no nos lo creemos y además ¡estáis siendo más ecológicos! Amigos, que la arruga es bella no lo decimos nosotros, pero que es ecológica, sí. Una hora de plancha consume lo mismo que 70 horas de una bombilla de bajo consumo encendida incesantemente y eso no se nos ocurriría hacerlo si no fuera necesario de verdad. Los beneficios de la ropa planchada responden a la estética y son un constructo social que podemos saltarnos en nuestra nueva vida. 

 

Apagar algo cuando no lo estés usando

Encerrados en casa no hemos parado de ver series, documentales, jugar a juegos y escuchar música, pero aunque pasemos el tiempo rodeados de dispositivos electrónicos, no tenemos que olvidar apagar el ordenador, la televisión y las pantallas cuando no los vayamos a usar durante un buen rato. Ayudaremos al medioambiente y ahorraremos un poquito. 

 

Puedes ser más ecológico si eliges bien la comida que compras

Hacer la compra no es tarea fácil y ahora menos, pero muchos hemos aprovechado que tenemos algo más de tiempo y disponibilidad para apoyar el comercio local y de barrio. ¿Y si mantenemos esa costumbre? Es verdad que se puede comprar todo en el mismo sitio, pero ya que hemos hecho migas con el tendero de confianza, seguro que nos da el teléfono para hacer los pedidos por teléfono y solo tener que ir a recogerlos. Que la prisa no se lleve por delante lo bueno. 

Y ya de paso, hablando de compras, mejor de temporada y de cercanía. Lo costoso que es producir alimentos cuando no es época supone mayor gasto de agua, invernaderos, o incluso importaciones transoceánicas. El invierno es tiempo de repollos, naranjas y lombardas; el verano de sandías, tomates y melocotones. Además, comprando de temporada es más fácil encontrar productos de cercanía. Hay muchísimas guías de temporada en Internet, pregúntale a google y sabrás qué comprar. ¡Ah! y de nuevo, ahorrarás otro poquito, aunque no siempre lo más barato es lo más cercano, pero no importa, lo que nos ahorramos en plancha y ropa innecesaria, podemos invertirlo aquí. 

como ser mas ecofriendly: calendario de frutas y verduras

 

Cómo ser ecofriendly fuera de casa

Estaréis pensando “sí, claro, ¿y cómo hago yo todo eso cuando vuelva a la oficina?”. Efectivamente, no es tan fácil, pero teniendo buenas costumbres es más fácil mantenerlas, así que es el momento de cambiar, mejorar y luego mantener. 

Puede ser que para ir a trabajar necesitemos utilizar determinado dresscode que no nos permite renunciar a la plancha, pero, ¿recuerdas lo de invertir un poco más en prendas de calidad en vez de comprar mucho? Hay prendas que no necesitan planchado, fabricadas de una tela especial que no se arruga. Ya suena mejor lo de tener menos ropa, ¿verdad?

 

Cocinar también puede ser más ecofriendly

Una ventaja de la que poco se habla es del placer de comer en casa y de cocinar. Mejora nuestra salud, nuestra economía y de nuevo nos ayuda a ser más ecológicos. Desperdiciaremos menos de esos manjares de temporada, cercanía y barrio que ahora compramos si nos llevamos tupper al trabajo. Los hay de vidrio, por cierto, que son preciosos, los puedes meter tranquilamente en el microondas y la experiencia de comer en ellos está a años luz de la de comer en plástico. Y si crees que no tienes tiempo, solo te vamos a decir una palabra: #batchcooking y deja que Instagram haga el resto. En un día tienes la semana resuelta. 

cocina sostenible

 

Usa alternativas al coche que te ayuden a ser más ecológico

Saldremos de esta, saldremos de casa. Hemos echado tantas cosas de menos… pero seguro que el metro o el autobús no son una de ellas. Ni por supuesto el coche y los atascos. ¿Te atreves a dar el salto a la bicicleta? Ya que vamos a tener que reconfigurar nuestra vida de nuevo, no estaría mal que lo hiciéramos moviéndonos un poco más y contaminando un poco menos. La bici es el medio de transporte ganador frente al Coronavirus: no hay aglomeraciones, vas solo, mejoras tu salud haciendo ejercicio y la de los demás no contaminando. Todo ventajas, salvo que vivas muy lejos del trabajo. Si ese es el caso, plantéate hacer uso de las bicis comunitarias que hay en muchas ciudades para un tramo que te parezca aceptable. Cuánto menos tiempo pases utilizando medios de transporte que emiten CO2, menor será tu huella de carbono personal. 

 

El ocio que te ayuda a ser más ecofriendly se disfruta el doble

Y puestos a cambiar de hábitos, también el ocio. El modelo de diversión va a sufrir una transformación forzosa: los conciertos, bares y exposiciones tardarán en volver mucho más de lo que nos gustaría. Mientras tanto los paseos por el campo, los deportes de montaña o participar en un huerto local te darán la vidilla que tanto echas de menos mientras descubres un ocio ecológico que no consiste en consumir, sino en crear. 

Para muchas personas este veraneo también será un descubrimiento, de todas las joyas de interior que alberga lo cercano. Lo más bonito no tiene por qué estar a miles de kilómetros y a horas (y kilos de CO2) de avión. Aún hay tiempo, pero desempolva las guías de viaje de tus padres alrededor de España, pregúntales y que te cuenten. Puede que cuando vuelvan a abrir los aeropuertos los mires con otros ojos. 

ocio sostenible
Compartir: Compartir en Facebook Compartir en Twitter
To Top